Desentrañando los secretos de Madeja

Madeja es el último cómic que publicamos este año. Lo estrenamos el fin de semana pasado en el Heroes ComicCon de Madrid y esperamos que ya esté llegando a todas las librerías.

Madeja es un thriller donde la fantasía se mezcla con la realidad para ir separando los hilos que componen la vida de Nelia, nuestra protagonista. La agente de policía Nelia vuelve a su casa de la infancia para desentrañar un asesinato que la involucra directamente. Una vez allí se da cuenta de que sus juegos de niña eran más reales de lo que creía y que por fin va a tener que enfrentarse a sus miedos más profundos si quiere proteger a la gente que quiere.

Para presentaros mejor el cómic hemos hecho esta entrevista a sus autores, David Braña y Carlos Mercé, para que podáis conocer mejor su proceso creativo y os expliquen con detalle cómo fue la creación de la obra.

Pregunta para David: ¿Por qué elegiste contar esta historia?

David: Me apetecía contar una historia donde el protagonismo fuese la propia infancia, donde extrapolar las experiencias de la niñez a la madurez y donde el pasado estuviese latente en el presente de los personajes. Quería que la historia pudiese llevar a cierta reflexión y que la fantasía de lo cotidiano en la infancia siguiese en la edad adulta, aunque desde una perspectiva más oscura, menos inocente.

Pregunta para Carlos: ¿Qué es lo que más te gustó de dibujar de Nelia? ¿Cómo fue el proceso de diseñarla? ¿Seguías las directrices de David o imaginaste los personajes según el guión y luego lo contrastaste con él?

Carlos: La verdad es que David me dio libertad para hacer los personajes como quisiera. Al leer el guion, una historia que mezcla lo cotidiano con la fantasía y lo onírico, enseguida pensé que para la historia encajaría mejor un estilo donde predominara el color y la mancha sobre la línea y el trazo del dibujo. Lo que más disfrutaba era hacer expresiones de personajes gritando o enfadados para hacerles una boca grande y pintar los fondos con “cuatro manchas”.

P: ¿Cuál ha sido el mayor desafío al que os habéis enfrentado al realizar este libro?¿Qué parte del trabajo ha sido la más gratificante?

D: El mayor desafío en cualquier historia es conectar con ella, encontrar el ritmo que busco y darle a los personajes la fuerza y el rol necesario para que encajen bien. Madeja no ha sido una excepción, desde que la idea comenzó a germinar en mi cabeza hasta el resultado final ha sufrido diversos cambios con el fin de ir acomodando la historia. Ha sido muy gratificante tratar personajes en su infancia y añadir ciertos elementos reales basados en mi propia hija.

C: Mi desafío era apostar por un estilo y diseño de personaje al que no estoy acostumbrado. En más de una ocasión pensé en cambiarlo todo y dibujar en un estilo más cómodo para mí. Pero estoy contento del resultado final impreso. Ha quedado como tenía pensado en un principio.

Portada Comic Madeja

P: ¿Cómo ha sido la documentación de la obra?

D: Para la documentación suelo recurrir a internet. En el caso de Madeja la documentación no ha sido complicada pues tiene muchos elementos cotidianos, para los momentos de fantasía hay mucho de imaginación propia de los autores, salvo para el clímax de la historia (que aquí no voy a desvelar), que ahí sí tuve que buscar más referencias visuales para Carlos.

C: Mi documentación ha partido, sobre todo, de búsquedas en Pinterest o Google; donde he encontrado imágenes y referentes para las paletas de color. El trabajo “gordo” de documentación es de David.de madejas de lana. Así que pensé en crear dichos mundos con formas orgánicas. Predominando, según el color de la madeja, la imitación de un ambiente natural u otro: bosques, playas, etc. A nivel de concepto no le he dado muchas vueltas pero tampoco es que lo necesitara, lo que sí busqué era darle un estilo de dibujo diferente a cada uno para matizar que la historia se desarrolla en dos mundos distintos.

P: Carlos, ¿cómo te planteaste construir los mundos de fantasía de Nelia?

C: En el guion, David explicaba que esos mundos tenían que ser en su totalidad de madejas de lana. Así que pensé en crear dichos mundos con formas orgánicas. Predominando, según el color de la madeja, la imitación de un ambiente natural u otro: bosques, playas, etc. A nivel de concepto no le he dado muchas vueltas pero tampoco es que lo necesitara, lo que sí busqué era darle un estilo de dibujo diferente a cada uno para matizar que la historia se desarrolla en dos mundos distintos.

P: Dado que es un elemento más fantástico, ¿Cómo se te ocurrió incluirlo?

D: Es una interpretación del tiempo, la edad, la vida… Y ese mundo interior y “secreto” que todos tenemos. Un nexo que une a Nelia con su familia, amigos, y el tiempo pasado con el presente.

Mundos de lana

P: El pueblo de Nelia, ¿está basado en algún lugar real?

D: No, puede ser cualquier pueblo pequeño y bonito de España, que hay muchos, donde los vecinos se conocen todos y es muy complicado guardar secretos.

P: ¿A qué libros, cómics o películas habéis acudido para inspiraros en esta obra?

D: Como inspiración yo diría que ninguno, pero sí que puede venirte a la mente ‘It’ de Stephen King o ‘Stranger Things’ en momentos muy puntuales, aunque son historias muy distintas.

C: La verdad es que no me he basado en nada concreto para inspirarme, más allá de las charlas con David y las referencias que haya buscando en la red.

P: ¿Es el primer cómic que hacéis juntos? ¿Cómo ha sido la colaboración en la creación de la historia? ¿Qué tal la experiencia de trabajar con The RocketMan Project?

D: Pues sí, es la primera vez que trabajamos juntos y debo decir que ha sido “tejer y cantar”. Carlos es un tío que le pone mucha pasión a lo que hace y tiene el talento suficiente para llevarlo a cabo. En cuanto a la editorial, The Rocketman Project, ninguna queja. También se les nota que ponen mucho cariño en sus obras y dejan mucha libertad creativa. Se merecen muchos éxitos.

C: Sí, es el primer cómic en el que trabajamos juntos. David me ha dado bastante libertad y confianza, además es buena onda, así que no tengo ninguna mala palabra de él. Con la gente de The Rocketman project más de lo mismo.

P: ¿En qué momento decidiste incluir al personaje final en la historia? ¿Está basado en algún personaje real?

D: Pues la verdad es que fue algo un tanto “improvisado”, a medida que llegaba al nudo/desenlace de la historia. Necesitaba un personaje de ese corte y potencial, que no desentonase y reforzase el aspecto más fantasioso de la trama, así que me pareció perfecto. También pensé que a Carlos le permitiría disfrutar más con el diseño y la ambientación. Está basado libremente en Sigurd el Fuerte.

P : ¿Tenéis algún proyecto en mente para el futuro conjuntos? ¿Y por separado?

D: Juntos estamos trabajando en un par de proyectos más, de los que, por ahora, no podemos contar mucho. Están en fase de creación y búsqueda editorial. Por separado estoy metido en diversos “fregaos”: la miniserie El Azote para Tebeox, la miniserie Lady Enigma para Aces Weekly, la miniserie La Curandera para Drakul, la novela gráfica Libre (que me da a mí que os suena), el cómic histórico sobre lo sucedido en Monte Arruit para Cascaborra Ediciones, Mil Lobos para Nowevolution (este también está “al caer”), la serie Sugar Brown por entregas en la Revista Cthulhu… Eso lo que está viendo o verá la luz, pero tengo unos cuantos proyectos más en preparación que espero vayan consiguiendo editoriales interesadas.

C: Tenemos algún proyecto conjunto con Alberto Cimadevilla o Alejandro Cervera. Por separado también tengo cosillas a nivel de dibujante y como editor para Edicions Anònimes junto a Vicente Perpiñá. A ver en qué queda todo.

El ser de la cueva

Ya podéis conseguir Madeja en vuestra librería de confianza o en nuestra tienda online sin gastos de envío.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *